Las cosas más importantes sobre la fibromialgia

La fibromialgia es un síndrome que aún es poco conocido tanto para el gran público como para los especialistas médicos.

Aunque se reconoce como un síndrome “adecuado” y aunque afecta a millones de estadounidenses, los estudios que han investigado sus síntomas y causas aún no están claros y los médicos aún no se han conformado con un conjunto muy específico de ellos.

Sin embargo, algunas cosas están claramente establecidas y ayudan a facilitar el diagnóstico. La información adecuada es la clave para mejorar los síntomas de las personas que sufren de fibromialgia, y es de esperar que este artículo lo ayude a comprender mejor qué es este síndrome y cuáles son las cosas más importantes relacionadas con él.

Aquí están las 8 cosas más importantes que todos (no solo aquellos que padecen el síndrome) deben saber:

1- LA FIBROMIALGIA ES UN TIPO DE DOLOR CRÓNICO.

Por lo tanto, el dolor es el síntoma más conmovedor e importante que sentirán los pacientes que padecen este síndrome. Si los 4 cuadrantes de sus cuerpos se ven afectados por el dolor, si esto dura más de 3 meses y si, al probar 18 puntos de presión, 11 de ellos son dolorosos, el paciente se convierte en un paciente con fibromialgia.

Por supuesto, el dolor no es el único síntoma que muestran los pacientes con este síndrome, y algunos otros síntomas incluyen fatiga, insomnio, síndrome de piernas inquietas y muchos otros trastornos y síndromes asociados con la fibromialgia.

2- COMER BIEN ES IMPORTANTE TANTO PARA PREVENIR LA FIBROMIALGIA COMO PARA MEJORAR SUS SÍNTOMAS

Sí, una alimentación saludable no se trata solo de perder peso y puede mejorar muchos aspectos de la vida, desde el estado general del ser hasta síntomas muy específicos mostrados por diversas enfermedades y síndromes. Los pacientes con fibromialgia pueden verse gravemente afectados por los malos hábitos alimenticios, como comer alimentos ricos en grasas “malas”, alimentos chatarra que contienen muchos aditivos, dulces y alimentos y bebidas con alto contenido de cafeína. Por otro lado, comer frutas, verduras, pescado (del tipo “graso”, como el salmón, por ejemplo) y nueces mejorará la forma en que estos pacientes se sienten en general (incluido el nivel de dolor que sienten en sus cuerpos).

3- EL PROCESO DE DIAGNÓSTICO PUEDE LLEVAR MÁS TIEMPO QUE EN OTROS CASOS.

Sí, hay una serie de exámenes y una serie de consultas que los médicos harán para diagnosticar la fibromialgia. Lamentablemente, la mayoría de los síntomas que muestran los pacientes que padecen este síndrome pueden superponerse con otras enfermedades y trastornos, por lo que establecer claramente el diagnóstico puede no ser un proceso corto. A veces, ciertas enfermedades pueden confundirse completamente con la fibromialgia y, a veces, incluso pueden superponerse con este síndrome (y esto incluye enfermedades como la artritis, Lyme y muchas otras afecciones de salud).

4- NO EXISTE UNA CATEGORÍA MÉDICA CLARA EN LA QUE SE PUEDA COLOCAR LA FIBROMIALGIA

Por un lado, durante mucho tiempo se pensó que era un trastorno mental (a veces confundido con hipocondría), pero este puede no ser el caso en los estudios recientes que se han realizado en este campo. Por otro lado, la mayoría de los especialistas hoy en día están de acuerdo en que la fibromialgia es una enfermedad real y que el dolor que sienten los pacientes es tan real como puede ser.

Básicamente, la mayoría de ellos está de acuerdo en que la fibromialgia es causada por ciertos desequilibrios que aparecen a nivel de los procesos neuroquímicos en el cerebro humano, que, a su vez, conducen a un mal procesamiento de la sensación de dolor en el cerebro. Sin embargo, lo que conduce a estos desequilibrios sigue siendo un misterio.

5- EL ESTRÉS ES UN FACTOR DE RIESGO IMPORTANTE CUANDO SE TRATA DE FIBROMIALGIA

La gente de hoy en día vive en la era de la velocidad rápida y se ven obligados a moverse tan rápido como la tecnología que los rodea. Esto conduce a mayores niveles de estrés en un mayor número de personas por ahí. Sin embargo, lo que algunos de ellos pueden no saber es el hecho de que el estrés no solo afecta su estado mental, sino que puede ser un factor increíblemente importante en el desarrollo de ciertas afecciones médicas.

La diabetes, por ejemplo, se ha relacionado con altos niveles de estrés y también la fibromialgia (especialmente porque el estrés puede y conducirá a anormalidades neuroquímicas en el cerebro). En estas circunstancias, la relajación se vuelve más importante que nunca y debe asegurarse de obtener suficiente, especialmente si tiene un trabajo estresante.

6- LOS REMEDIOS NATURALES PUEDEN SER DE GRAN AYUDA.

Muy a menudo, las personas tienden a levantar las cejas al despedirse cuando se trata de medicina alternativa. Sin embargo, se ha demostrado que estos métodos pueden ayudarlo a sentirse mejor y que, en el caso de quienes padecen afecciones médicas como la fibromialgia, pueden ayudar a aliviar el estrés y el dolor. Entre estos remedios naturales, la acupuntura, el yoga y la meditación juegan un papel importante como ayudantes en la mejora de los síntomas de este síndrome.

7- LOS PROBLEMAS ESTOMACALES PUEDEN SER UNA SEÑAL DE ALERTA PARA LA FIBROMIALGIA

Como se mencionó anteriormente, la nutrición es esencial para una buena salud general. Los problemas estomacales pueden o no estar relacionados con una mala nutrición, pero la mayoría de los pacientes con fibromialgia muestran signos de malestar estomacal además de otros síntomas de fatiga y falta de energía. Sin embargo, se requiere un análisis exhaustivo para determinar si estos problemas relacionados con el estómago están relacionados o no con el hecho de que el paciente puede sufrir de fibromialgia.

8- LA MALA CONDICIÓN FÍSICA TAMBIÉN PUEDE SER UN FACTOR DE RIESGO EN EL CASO DE ESTE SÍNDROME

Todos saben que el ejercicio ayuda a las personas a verse y sentirse mejor (especialmente cuando se trata de la condición del corazón). Pero algunas personas pueden no ver ninguna relación entre el ejercicio adecuado y la fibromialgia. La verdad es que, aunque el ejercicio extenso no se recomienda para pacientes con este síndrome, un poco de él les traerá grandes beneficios. La clave radica en no exagerar y elegir algo que sea relajante, saludable y fácil de hacer al mismo tiempo (como unos minutos de caminata todos los días).

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *